¿En Qué nivel de competencia se encuentra tu empresa?

El nivel de competencia determina la estrategia de marketing que tiene que seguir una empresa. No es lo mismo estar solo en el mercado que competir en un oceano rojo. Te lo explicamos por niveles.

nivel de competencia

Nivel 1. Somos los primeros en el mercado

Nuestra estrategia debe centrarse en el qué, en el producto o servicio que ofrecemos. No hay que tratar de diferenciarse, no tenemos competencia. Si con el tiempo llegan competidores será porque nuestro producto ha sido un éxito y ha podido crear un nicho de mercado y un público al que le interesa.

Es aconsejable no tratar de vender lo que puedes hacer sino lo que puedes vender. Si no eres capaz de venderlo, ¿Para qué hacerlo?

Al ser los primeros, no se necesita un claim. Si recuerdas el caso del Ipad cuando salió, lo que hizo Apple fue venderlo como un ordenador de bolsillo, único e inexistente. Ese era su claim. Se centraron en los beneficios del producto.

Cuando nos encontramos en este nivel, nuestro target suelen ser los innovators y los early adopters. Las personas que están dispuestas a comprar un producto novedoso a pesar del riesgo que supone.

Un ejemplo de este caso sería el Ipad hace 4 años (cuando salió).

 

Nivel 2. Segundos en el mercado

Si la empresa se encuentra en este nivel, la estrategia tiene que ser hacerlo mejor que los demás. Hacer ver a los consumidores que nuestro producto es mejor. Puede haber muchos segundos. Centrémonos en el porqué.

En este caso, sí que tiene importancia un buen claim puesto que es lo que nos va a diferenciar, tiene que reflejar nuestro valor añadido. Lo recomendable es centrarse en un beneficio que atraiga el deseo de los consumidores potenciales. No conocen mucho el producto o servicio.

Un ejemplo de este nivel sería Intuit y el sector del cobro por móvil.

 

Nivel 3. Madurez

En este caso, la estrategia tiene que ser centrarse en el Cómo. Se trata de un mercado maduro que atrae a un gran número de competidores. Todos competidores ofrecen el mismo beneficio, más o menos. Lo ideal es conseguir que los consumidores vean tu producto como un producto único, distinto a los demás.

En este nivel son de vital importancia los copys que se utilicen. Dirán mucho de nuestro producto y marca.

Un ejemplo de este nivel sería el mercado actual de las tablets.

 

Nivel 4. Saturación

En este nivel, los consumidores lo saben todo sobre tu producto. Hay que tratar de crear muchas expectativas. Centrémonos en el más.

Si es posible, exageremos. Los consumidores no sólo deciden por el precio. El objetivo es generar credibilidad.

Un ejemplo de este nivel sería el mercado de los teléfonos móviles.

 

Nivel 5. Identificación

Si tenemos la desgracia de encontrarnos en este nivel, nuestra estrategia tiene que centrarse en el Quién.

Los consumidores tienen que odiar o amar nuestra marca. Si no polarizamos, no conseguiremos más que pasar desapercibidos en el mercado.

Un ejemplo de este nivel sería el mercado del café.

¿Te ayudamos con tu estrategia?

Si quieres ampliar la información, lee aquí.

Manual del Analista web