Quien sea un lector recurrente, conocerá de primera mano que en Analíticamente nos gusta probar nuevas herramientas, métodos, experiencias… Lo que se denomina salir del área de confort.

En una conversación reciente con un amigo que trabaja en las oficinas de Google, nos comentó que para él era indispensable trabajar en distintos ambientes, para poder desarrollar al máximo su creatividad. Nos comentaba que en la mayoría de las estancias del gran buscador, se utilizaban colores muy llamativos y mobiliario muy variado. En particular, destacaba que a él le era muy agradable poder trabajar en pufs porque su espalda se lo terminaba agradeciendo al final del día. ¿A qué trabajador de oficina no le duele la espalda?

Foto de las oficinas de Google

 

Probando los distintos puff del mercado

En cuanto terminamos la conversación, hablamos con una empresa de fabricación de pufs (Puff de pera) para que nos dejara probar algunos de sus modelos. Muy amablemente, nos han dejado probar los siguientes modelos:
–       Puff pera XL
–       Puff pera XXL
–       Sillón Puff (incluiremos foto)
–       Puff relax
–       Puff sofá de 1 plaza
–       Puff Lounge

Tras una semana de pruebas, nos decantamos por el Puff de pera XXL. Es la opción que más nos ha convencido por su comodidad, adaptabilidad, ocupa muy poco espacio para lo grande que es (135 x 90) y lo más importante, quien lo prueba, no quiere levantarse. Su composición hace que se adapte perfectamente a la posición corporal quedando la espalda en una posición idónea.

Utilidades de un buen puff

Entre las principales utilidades que le hemos encontrado al puff destacan las siguientes:
–       Desconectar
Ideal para desconectar durante unos minutos.
–       Leer
Una muy buena opción para los grandes lectores. Mucho mejor que un sofá.
–       Descansar
Para tomar un buen café o té y despejar la mente.
–       Dibujar
Si lo hubiera conocido Dalí…
–       Siestear
¿Quién no se echa una siesta en el trabajo? Si todavía eres de los que no lo haces, pruébalo. La creatividad mejora sustancialmente.
–       Llamadas de clientes cansinos
Todos tenemos el típico cliente que necesita que se le explique todo al máximo detalle. Desde el puff es todo más fácil.
–       Estirar las articulaciones
5 minutos al día es obligatorio.
–       Meditar
Está demostrado que las personas que meditan al menos 10 minutos al día son mucho más inteligentes, tienen más capacidad y sobre todo, son más felices. Pruébalo
–       Tomar notas
Si eres de los que sigue formándose, desde un puff te aseguramos que es mucho más agradable.

Afortunadamente, en nuestras oficinas contamos con un espacio exterior (una pequeña terraza) a la que hasta ahora no le estábamos sacando mucho partido. La verdad es que el frío de Zaragoza no anima mucho a salir a la calle, pero los días que nos lo permite, es un verdadero placer poder salir y sentarte tranquilamente a tomarte el café con el almuerzo.

Si eres de los que todavía no lo tiene, compra un puff.

Read More